FECHA:

NOTAS DE PRENSA

DIRIS LIMA SUR BRINDA MEDIDAS PARA EVITAR INTOXICACIONES ALIMENTARIAS DURANTE EL VERANO

Durante épocas de calor es importante cuidarnos del sol, pero también ser precavidos al momento de consumir algún tipo de alimento, ya que las intoxicaciones alimentarias suelen ser frecuentes en esta época de verano, es por ello que Dirección de Redes Integradas de Salud Lima Sur DIRIS L.S., nos brinda las siguientes medidas para evitar algún tipo de infecciones.

“Practicar  los hábitos de higiene como: lavado de manos antes de consumir o preparar alimentos, no consumir productos animales poco cocidos o crudos (como carne de res, aves, huevos o pescados y mariscos), en el hogar es importante limpiar  las superficies, los utensilios, las tablas de cortar y refrigerar los alimentos preparados que no se va consumir” son algunas recomendaciones que brinda la Directora Ejecutiva de Monitoreo de la DIRIS L.S., Alicia Adrianzén.

Las bacterias más comunes durante el verano necesitan temperaturas entre 36 y 37 grados para vivir y reproducirse. Los alimentos aptos de estar contaminados son variados y las bacterias pueden estar presentes en cualquiera de ellos. ”La intoxicación se produce cuando ingerimos alimentos, ya sea comida o bebida, que contienen microorganismos tóxicos como pueden ser la salmonela o la E.Coli, entre otros", manifiesta Adrianzén.

Después de haber consumido los síntomas suelen presentarse entre 2-6 horas después de la ingesta. Los más habituales son náuseas y vómitos, diarreas, dolor abdominal y fiebre.

La contaminación puede producirse desde el origen hasta el momento del consumo en casa o en un restaurante en el establecimiento donde se adquieren, por una mala conservación o manipulación.

Se exhorta a la población, asistir a lugares públicos que cuenten con óptimas condiciones de limpieza, comprar los alimentos en establecimientos conocidos, lavarse las manos con agua y jabón antes y después de ir a los servicios higiénicos y  revisar la fecha de vencimiento de los productos antes de adquirirlos.

Síntomas más frecuentes:

  • Nauseas y vómitos.
  • Diarreas (con o sin presencia de sangre en las heces).
  • Dolor abdominal.
  • Fiebre.
  • Dolor de cabeza.
  • Debilidad generalizada.

Si presentase estos síntomas acudir al establecimiento de salud más cercano para recibir atención médica inmediata.